dom 05 Dic

BUE 23°C

dom 05 Dic

BUE 23°C

En medio de la Copa, se lanzó Dilma

11-07-2014
Compartir

La Presidenta encabeza cómodamente todas las encuestas sobre intención de voto para las elecciones de octubre

Tres meses después de que finalice la Copa del Mundo habrá elecciones en Brasil. Y por eso, más allá de ser el país anfitrión y de pasión futbolera, quienes aspiran a gobernarlo siguen en campaña. el estadista dialogó con Juan Pablo Lohlé ?embajador argentino en Brasil durante ocho años? sobre las perspectivas del escenario electoral.

En pleno Mundial, el PT lanzó la candidatura de Dilma Rousseff para las elecciones presidenciales de octubre. ¿Fue una decisión sin conflictos dentro del partido?

Efectivamente en pleno Mundial se lanzó la candidatura de Dilma. Hacía meses que las distintas líneas internas del PT buscaban una opción y había tomado fuerza la alternativa de Lula,a quien las encuestas le dan muy bien, pero fue él mismo quien decidió terminar con las especulaciones y se puso al frente de la campaña a favor de Dilma.

Dilma encabeza las encuestas sobre intención de voto. ¿Puede modificarse esa tendencia antes de octubre?

Por ahora Dilma encabeza la encuestas, pero no está dicho que eso no se pueda modificar atento a que el mes pasado había tenido una caída que preocupó a la dirigencia del PT. Comenzó a pensarse que no ganaría en primera vuelta y se decidió consolidar su candidatura para que no continuase cayendo en las encuestas. A partir de allí comenzó a recuperarse. El humor social se volatiliza y hay quienes dicen que el resultado del Mundial puede influir. En el campo opositor Aecio Neves del PSDB puede crecer pero es más difícil que lo haga Eduardo Campos del PSB por falta de aparato.

Se volvieron a ajustar a la baja los pronósticos de crecimiento y al alza los de inflación. ¿Cómo se explica la popularidad de Dilma dada esa combinación?

La explicación es que la caída del crecimiento y el aumento de la inflación no han sido aún lo suficientemente graves en el sentir popular para cambiar radicalmente la intención de voto teniendo en cuenta los beneficios que recibieron cuarenta millones de brasileños de bajos ingresos durante los gobiernos de Lula y Dilma. Esos avances están vigentes y juegan un papel central al momento de decidir el voto.

Pese a lo que suele creerse en el resto del mundo, la economía brasileña tiene un crecimiento muy bajo. ¿Por qué?

La economía brasileña crece poco pero de manera constante, con metas de inflación controladas por la autoridad monetaria pero existen reformas estructurales que aún están pendientes y eso limita la posibilidad de un crecimiento mayor.

El tema de la corrupción aqueja a muchos países. En Brasil se dieron casos resonantes. ¿Cómo evalúa la respuesta del Gobierno en ese terreno?

En América Latina los hechos de corrupción son cada vez más importantes. La respuesta del gobierno de Dilma ha sido contundente y de una gran ejemplaridad lo que le ha dado prestigio y reconocimiento en todo el mundo.

Brasil siempre aspiró a ser un jugador global. ¿Está hoy más cerca de ese objetivo que al comenzar el ciclo del PT?

Es una aspiración de Brasil ser un jugador global, de hecho, por su peso y gravitación, está avanzando en esa dirección, pero aún continúa siendo un país emergente,con muchos indicadores que aún lo ubican lejos de ese objetivo.

En la mayor parte de un eventual segundo mandato Dilma coexistirá con otro presidente argentino. ¿Eso puede traer cambios en la relación bilateral?

Un nuevo presidente en la Argentina deberá tener como prioridad la relación con Brasil. Gane quien ganare en uno y otro país,hay mucho para hacer y mejorar. Las tareas son permanentes y hacen al destino común de nuestros países.

En esta nota