mie 27 Oct

BUE 24°C

mie 27 Oct

BUE 24°C

Juntos por todo

juntos-por-el-cambio
20-05-2021
Compartir

Por Juan Yannuzzi

Juntos por el Cambio tiene la difícil tarea de ampliar su armado político de cara a las próximos comicios. Con el fin de posicionarse para encarar la carrera hasta las elecciones presidenciales, hay muchos actores dentro de la coalición que entienden que el resultado de las negociaciones previas al cierre de listas definirá sus chances de llegar al gobierno en el 2023.

Ya son escasos los meses que nos separan del cierre de listas y la apuesta fuerte de la coalición opositora es a atraer a un amplio y diverso espectro de electores. Este objetivo es producto del diagnóstico de que el 41% del 2019 fue posible, en parte, gracias al antagonismo con el kirchnerismo y que será necesario abrir el espacio a más actores para consolidarse como coalición mayoritaria. A pesar de que el PRO, como partido predominante dentro del frente, siempre fue caracterizado como una fuerza de centro derecha, su discurso postideológico y el pragmatismo electoral lleva a todo el armado político a tener buenas posibilidades de ampliación.

La política moderna ha sido caracterizada por la teoría contemporánea como electoral o telepolítica, esto hacer referencia a una centralidad del los comicios en un contexto donde cada vez hay menos votantes partidariamente definidos, es decir, cada ves más indecisos. Esta situación incentiva a que tanto partidos políticos como frentes electorales sean menos programáticos y más pragmáticos. La practicidad los lleva a querer abarcarlo todo en cuanto al espectro ideológico, lo que se puede alcanzar con un discurso extremadamente ambiguo, poco definido, o mediante alianzas políticas que aseguren que diferentes fuerzas dentro del mismo espacio abarquen sectores del electorado diferentes.

En un sistema de partidos donde el peronismo, aunque representado por más de un actor o sector, es la fuerza política predominante, una opción no peronista con ambiciones de lograr una mayoría propia debe tener una estrategia que tenga como fin lograr captar parte de ese electorado ajeno. Las maniobras de Juntos por el Cambio hasta el momento muestran esta intención, a la vez que tratan también de contemplar los posibles espacios liberales o conservadores que puedan surgir a la derecha del espectro ideológico.

El Estadista habló al consultor político Carlos Fara sobre los esfuerzos de la coalición opositora por abarcar a parte del electorado justicialista mediante el “Peronismo Republicano” al mando de Miguel Ángel Pichetto y que integra entre otros el ex intendente de San Miguel, Joaquín de la Torre. Sobre este tema Carlos afirmó “la impresión es que de la Torre oscila, mientras que Pichetto pertenece a Juntos por el Cambio. No es una opción que vayan sueltos porque no tienen un liderazgo competitivo en términos electorales.”

En cuanto al riesgo que corre Juntos por el Cambio de abrir la coalición, el consultor aclaró que “no creo que la ampliación los ponga en riesgo, siempre que sea una ampliación cuidada, esto es lo que están diciendo los más sensatos, los más lucidos de la coalición. Hay que desarmar un poco los prejuicios sobre las unidades ideológicas vistas en términos tradicionales, precisamente lo que hay en la política contemporánea son muchas transversalidades a viejos clivajes ideológicos. Por supuesto que si no tienen unidad de concepto, o denominadores comunes, pueden crear problemas internos”.

A pesar de la incertidumbre, dada la cercanía temporal de los comicios, cualquier estrategia de ampliación política nacional de Juntos por el Cambio probablemente no afectará la unidad de la coalición. Sin embargo, esto no significa que en largo plazo este exenta de complicaciones para mantener unidos tan heterogéneos bloques legislativos. En este sentido, probablemente una apuesta por la ampliación por el lado de los moderados, como reclaman el sector de Monzó y Frigerio, sea lo más prudente con el conocimiento de que las amenazas de rupturas estarán a la vuelta de la esquina si el resultado electoral no es el esperado.

En esta nota