jue 20 Jun

BUE 15°C

Características

Milei a la búsqueda de su Mingo Cavallo

¿Quién será el ministro económico de Milei? ¿Un simple ejecutor o alguien con peso propio? ¿Podrá haber un Cavallo IV?

Carlos Menem y Domingo Cavallo.
Carlos Menem y Domingo Cavallo.
Oscar Muiño 23 noviembre de 2023

Los economistas más admirados por Javier Milei nacieron  en su mayoría antes de la Primera Guerra Mundial. Por algo Milei recae una y otra vez en el Siglo XIX, mostrándolo como el gran momento en que la Argentina "fue la primera potencia mundial", según él cree y repite con más fe que sabiduría.

El presidente electo está convencido que Carlos Menem resultó un gran presidente, el mejor de los últimos cuarenta años. Aplaudir de Menem es hablar de economía y sobre todo del articulador de la Convertibilidad. Lo que Milei admira de Menem es su decisión para acompañar con su fuerza política el diseño técnico de Domingo Cavallo y su equipo.

¿Quién será el Cavallo de Milei? No pareciera llegar de la nobleza de toga del CEMA. Ni los Rodríguez ni los Fernández parecen atraer el dedo del presidente entrante para darles el manejo de la economía.

Hay que pensar, entonces, en alguien que provenga de fuera de LLA. ¿Un macrista? No imposible pero difícil. Más que dudoso, dado que Macri no parece haber logrado hasta ahora lo que se propuso. Ni penetrar los ministerios ni las áreas relacionadas con la producción y los recursos. No pudo - siempre hasta ahora - controlar Energía ni YPF, ni parece que Infraestructura ni el control de las privatizaciones.

Un candidato perpetuo pero al que siempre parece faltarle un soplo es Federico Sturzenegger: estuvo con Macri pero terminaron mal.

Guillermo Nielsen es otro candidato atractivo: se le adjudica alguna idea disruptiva y atrevida durante la presidencia de YPF en los inicios de la administración de Alberto, destinada a conseguir fondos frescos externos a cambio de riquezas sumergidas o enterradas. Nunca su sabrá si pudo haber tenido éxito: voló por los aires por resultar contraproducente al relato, cuando éste aún sobrevivía y La Cámpora parecía más potente. Como actual embajador en Arabia Saudita, debe conocer mejor aún que antes los entresijos de las políticas petroleras.

La lista abunda en nombres - Macri ha acercado más de uno de sus colaboradores - pero Milei no parece aceptar consejos en el lugar que él prefiere. Como economista, será un verdadero tormento para cualquiera que ocupe el cargo, dado que sufrirá seguramente más presiones presidenciales que ninguna otra área.

A menos que Milei nombre alguien que le merezca tal respeto que permita un intercambio de opiniones duro sin ofuscarse. Alguien a su altura. No parecen sobrar. Tal vez sólo el mismísimo Cavallo, en lo que sería su cuarta aparición, luego del Proceso, el menemismo y el delarruismo. Está grande pero le sobran ganas. Como siempre. O, como siempre, verá llegar alguien dispuesto a sustituirlo. A ser el  Cavallo de Milei...

Lee también